La tregua fugaz

El autor reflexiona, desde el Campo de Gibraltar, sobre la controversia política en torno al rebrote de COVID-19 y su impacto en Madrid


Desde que se inició la pandemia del Covid 19 en este Estado de las Autonomías, el Ejecutivo de la Comunidad de Madrid con Isabel Díaz Ayuso al frente, y un tripartito de PP y CIUDADANOS compartiendo gobierno y la ultraderecha de VOX apoyando desde fuera, igual que ocurre en Andalucía han utilizado cualquier incidencia para jugar a la confrontación y la guerra política e intentar desgastar al PSOE, Sánchez y sus socios de UNIDAS PODEMOS.

Sus jefes de Génova, porque no puede llamarse líderes, eso hay que ganárselo con trabajo, autoridad y prestigio, y don Pablo, el abulense y su equipo es del mismo corte que doña Isabel. Así que entre Ayuso y Casado, han practicado una estrategia irresponsable, en el que la población de Madrid, sobre todo la inmensa mayoría que vive en los barrios obreros y de clase media no ha contado para nada, salvo la bronca, y el personal acomodado en las zonas de lujo. Los pobres gozan de movilidad si van a trabajar a casa de los ricos, a limpiar sus casas, pero no se pueden tomar una caña en su barrio ¿Curioso? No ¡Simplemente cruel!

Cuando todos entendemos que cualquier gobernante de bien, quiere lo mejor para sus ciudadanos y ciudadanas, y estoy seguro que es así, hemos de valorar su gestión por dos parámetros, lo que hacen, o lo que es lo mismo por la vía de los hechos, y lo que dicen que normalmente reflejan sus ideas si es que las tienen

Hacer un catálogo de las ocurrencias de la señora Ayuso, al frente de la Comunidad madrileña, de los atascos al aborto, pasando por los okupas, el empleo, la corrupción y esta pandemia del Coronavirus en la que ha afirmado que Madrid tiene la mayor capacidad diagnóstica del mundo en este tema, tendríamos material para escribir varias tesis doctorales, y no agotaríamos nuestros argumentos y recursos sobre su personalidad y la estela que dejará en la historia de la política española.

Las constantes de doña Isabel durante los nueve últimos meses han sido procurar chocar permanentemente con Moncloa y las mentiras adornadas con datos ocultos o falsos. Comenzamos esta historia siendo invierno, pasamos la primavera y el verano y ya estamos de nuevo en otoño. Se han dicho barbaridades tan gruesas como acusar a Pedro Sánchez de formas dictatoriales y utilizar la pandemia para perjudicar a Madrid como lo último dicho por el campeón de “lanzamientos de aceitunas” con la boca, don Teodoro, sobre Pedro Sánchez, que según él “pareciera que quisiera estar toda la legislatura en estado de alarma”.

A doña Isabel Ayuso, se le olvida con frecuencia que las competentes en materias sanitaria y educativa son las Comunidades Autónomas, y cuando vivíamos el Estado de Alarma, exigía que se adelantaran etapas para que Madrid recuperará plenamente al igual que el resto de España la movilidad de la ciudadanía, que es lo que fundamentalmente restringe esta situación y otros estados contemplados en el artículo 116 de la Constitución.

Por tanto, la actitud de doña Isabel Díaz Ayuso, no solo ha sido irresponsable creando trifulcas sobre un tema tan importante que debería ser motivo de unidad de todas las fuerzas políticas en beneficio de la población, y todo esto salpicado de insultos y amenazas o de mentiras como terminar una entrevista con “todo va bien” ¡Con los tiempos que corren!

Share on facebook
Facebook
Share on google
Google+
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on pinterest
Pinterest

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *