Joseph García sobre el Tratado: «Nos hundiremos o nadaremos juntos»

El viceministro principal de Gibraltar apuesta por afrontar "desafíos difíciles" con "decisiones difíciles" en el proceso de negociación entre la Unión Europea y Reino Unido en torno al futuro estatus del Peñón

Joseph García, viceministro principal de Gibraltar y líder del Gibraltar Liberal Party, se muestra confiado en que prosigan las conversaciones sobre el futuro Tratado que fijará la relación del Peñón con la Unión Europea. Sin embargo, tampoco siguen sin descartar que pueda existir un desenlace contrario al aparente deseo de todas las partes concernidas en este proceso: “Nos hundiremos o nadaremos juntos”, aseveró en una entrevista difundida hoy por Gibraltar Broadcasting Corporation.

En su mensaje de Año Nuevo, dado a conocer esta misma semana, García se refirió a este mismo asunto, asegurando que la comunidad gibraltareña, en 2022, afrontará “desafíos difíciles por delante que requieren decisiones difíciles”.

A su juicio, Gibraltar tiene como objetivo forjar una relación futura con la UE que esté en consonancia con la posición del Peñón sobre la soberanía, que tanto él como el ministro principal, Fabian Picardo, consideran insoslayable: «El objetivo sigue siendo forjar una relación futura para Gibraltar con la Unión Europea que esté en consonancia con nuestra conocida posición sobre la soberanía».

Según sus palabras, las autoridades gibraltareñas están trabajando “constructivamente” en aras de una solución satisfactoria para todas las partes. Sin embargo, en su línea de extrema prudencia que ha explorado en el estudio de un plan B por si las conversaciones se tuercen, Joseph García advirtió que en caso de un no acuerdo, Gibraltar será considerado un tercer país en todas las áreas, lo que puede conducir a mayores cortas de burocracia, que afecten a la vida cotidiana de los ciudadanos y de las empresas. Y, a su modo de entender, si bien Gibraltar sigue comprometido con el acuerdo de Noche Vieja de 2020, también se viene preparando para la perspectiva contraria, la de “un resultado no negociado”.

El Peñón, en caso de que la negociación fracase, será considerado a todos los efectos como un territorio extracomunitario, “un tercer país”, en palabras de García, consciente de que, ocurra lo que ocurra, los gibraltareños tendrán que adaptarse “a una realidad nueva y muy diferente”.

«De hecho, el objetivo de una negociación exitosa del tratado es precisamente alejarnos de ese universo alternativo poco atractivo».

En cualquier caso, para García, resulta «esencial» que Gibraltar «lo haga bien» en las negociaciones en curso para un tratado entre el Reino Unido y la UE sobre las futuras relaciones del Peñón con el bloque comunitario. Sin embargo, también relativizó este aspecto: «A diferencia de la pandemia, la gente no va a perder la vida en este caso, pero la importancia de un resultado exitoso para las negociaciones del tratado no se le escapa a nadie», señaló.

En vísperas de que, este mismo mes de enero, se reanuden los contactos entre los negociadores británicos y comunitarios, García apeló al viejo espíritu numantino de Gibraltar: «En resumen, necesitamos entender que todos estamos juntos en esto», fueron sus palabras.

La periodista Christine Vásquez entrevistó a García ante las cámaras de Gibraltar Broadcasting Corporation, ante distintas informaciones aparecidas en medios de comunicación españoles, en el sentido de que las conversaciones se encontrarían estancadas en temas que rozan las “líneas rojas” establecidas por Gibraltar y el Reino Unido, en cuestiones que podrían afectar al concepto de soberanía británica sobre la Roca: controles fronterizos, visados, aplicación de la legislación de la UE, armonización fiscal y jurisdicción del Tribunal de Justicia de la Unión Europea.

«El enorme esfuerzo que se ha desplegado para combatir la pandemia y los recursos y el tiempo dedicados a abandonar la UE y establecer una relación futura con ella, es en beneficio de todos los gibraltareños y de todas las personas que viven en Gibraltar. Estos problemas representan el panorama general y el bien común más amplio que, comprensiblemente, a veces no apreciamos cuando nos enfrentamos a importantes problemas apremiantes propios», reflexionó.

En cualquier caso, el viceministro Principal de la Roca, prefiere pensar en la botella medio llena:  «El hecho de que las negociaciones sobre un Tratado estén en curso puede considerarse como una señal positiva», manifestó.

En su Mensaje de Año Nuevo, Joseph García destacó el coste de la pandemia de Covid tanto en términos de vidas perdidas como en materia económica, que se ha visto afectada por la pérdida de ingresos y el aumento del gasto. A su juicio, hacer frente a la emergencia sanitaria ha sido la prioridad primordial del Gobierno. Así, admitió que otras cuestiones preocupantes para la opinión pública pueden no haberse tratado con suficiente intensidad: “Todos los gobiernos cometen errores –aceptó—y, por su propia naturaleza, ningún gobierno es perfecto y siempre hay margen de mejora”.

En ese contexto, destacó para los próximos meses el programa de construcción del Gobierno para escuelas y hogares, el octogésimo aniversario de la Operación Antorcha y el Jubileo de Platino de la Reina cuando, vaticinó, que Gibraltar celebrará una vez más su vínculo especial con el Reino Unido.

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on pinterest
Pinterest

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

uno + 19 =