Gibraltar recuerda al Holocausto, bajo las restricciones del Covid-19

Los efectos de la pandemia restringirán mañana las actividades del Día de la Memoria en el Peñón

No habrá ceremonias oficiales, pero si actividades escolares y la proyección del documental “Aprendiendo de Aushwitz”, a las 18 horas, en la emisora de televisión de GBC. Así, Gibraltar se sumará mañana a la conmemoración del Día de la Memoria del Holocausto, de una manera discreta, bajo la presión del Covid-19.

Por segundo año consecutivo, por dicha circunstancia, no habrá esta vez acto público en el parque de la Commonwealth se encuentra situada una placa conmemorativa de dicha masacre, en donde millones de personas, en su mayoría de religión o cultura judía, pero también cristianos, izquierdistas, gitanos u homosexuales, sufrieron penurias, torturas o exterminio. La comunidad sefardita de Gibraltar también rememora especialmente este día: «Debemos enfrentar el Holocausto, por los horrores que tuvieron lugar y las personas que murieron que no se olvidan. Es un pequeño recordatorio que servirá como un monumento permanente para las generaciones futuras”, afirmó Fabian Picardo, en su día, con motivo de la inauguración de este memorial en 2015, coincidiendo con el septuagésimo aniversario de la liberación de Aushwitz.

Allí, junto a un olivo que lleva el nombre de «Paz», estuvo, entonces, Martha Wise, superviviente de dicho campo, quien aseguró que «el antisemitismo como el que existe en Europa ahora está a la par con la de la década de 1930”. Algunos otros supervivientes, como Eva Clarke, han ido pasando por Gibraltar en los últimos años, a fin de añadir testimonios personales a los fríos datos de una historia tan terrible como emotiva.

Los colegios de Gibraltar suelen conmemorar el Día de la Memoria del Holocausto

El 27 de enero, la fecha elegida a escala mundial para este Día de la Memoria del Holocausto, se cumple el aniversario de la liberación de Auschwitz-Birkenau, el mayor campo de exterminio nazi. A este lado de la Verja, los actos de esta efeméride son escasos, aunque la Casa de la Memoria de la Sauceda suele recordarlo, aunque en 2019 el Consejo de Ministros, a 26 de abril de 2019, aprobó la instauración del día 5 de mayo como día del homenaje a los españoles deportados y fallecidos en Mauthausen y en otros campos y a todas las víctimas del nazismo en España. También dicha Casa de la Memoria, establecida en Jimena de la Frontera, incorporó años atrás el listado de 4.427 españoles fallecidos en los campos de concentración nazis de Mauthausen y Gusen que publicó el Boletín Oficial del Estado el viernes 9 de agosto de 2019. Asimismo, se incorporó la relación de 22 campogibraltareños que perdieron la vida en dichos campos de exterminio, aportada por el historiador José Manuel Algarbani en una investigación realizada en 2012 para el Foro por la Memoria del Campo de Gibraltar.

“Esta iniciativa forma parte de las medidas recogidas en la Ley de Memoria Histórica como agradecimiento y reparación a los más de diez mil españoles que fueron deportados a los campos de concentración nazis, desprovistos de su nacionalidad española por decisión del gobierno franquista, declarados apátridas y de los cuales más de cinco mil perdieron allí la vida”, recuerda el historiador Fernando Sigler.

Por Mauthausen (Austria), pasaron casi 7000 españoles, de los que, únicamente, sobrevivieron alrededor de 2.200. También se recuerda a los más de 500 españoles que pasaron tanto por el campo de Buchenwald como por el de Dachau; los casi 400 compatriotas que estuvieron en el campo de Neuengamme; los más de cien que permanecieron en el de Sachsenhausen y el medio millar que fue recluido en otros campos como Ravensbrück, Aurigny, Natzweiler-Struthofo Flossenbürg.

La Amical de Mauthausen y otros campos, por su parte, lleva décadas intentando difundir el “conocimiento de los ciudadanos y ciudadanas españoles que fallecieron, o fueron asesinados, en diferentes campos de concentración nazis, a los que habían sido deportados desde Francia entre 1940 y 1944”.

“La mayor parte eran personas que habían participado en la Guerra de España como primeros luchadores antifascistas europeos –defendiendo la legitimidad de la Segunda República- y que, tras su salida al exilio y su estancia en los campos de refugiados del sur de Francia, fueron alistados en las Compañías de Trabajadores Extranjeros con destino, principalmente, a las construcciones defensivas de la denominada Línea Maginot. Detenidos por los alemanes en la primavera y verano de 1940, fueron desposeídos de su condición de prisioneros de guerra y, con la connivencia del gobierno franquista, unos 7000 españoles fueron deportados al campo de concentración de Mauthausen donde se les distinguió con el Triángulo Azul por su condición de apátridas”, asegura la Amical.

Alrededor de unos 2000 republicanos (hombres y mujeres) y algunos emigrantes económicos, fueron deportados posteriormente, a partir de 1943, tras su detención por su participación en la Resistencia contra el ocupante nazi. También hay que añadir varias víctimas de nacionalidad española –capturadas por los nazis en Francia- que fueron asesinadas en los campos de exterminio por su condición de judíos.

“A partir de la documentación que habían escondido tres españoles destinados a las oficinas del campo, un grupo de republicanos supervivientes de Mauthausen, en los días inmediatos a la liberación, elaboraron los listados de los españoles fallecidos con sus nombres y los datos básicos de su deportación: más de 4700 hallaron la muerte en el amplio complejo concentracionario de Mauthausen, de forma muy significativa en el campo anexo de Gusen con casi 4000 víctimas mortales durante el invierno de 1941-1942”, puede leerse en la página web de la Amical de Mauthasen. Dicho campo, junto al de Gusen, recibió a un total de 30 campogibraltareños, en su mayoría fallecidos allí.

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on pinterest
Pinterest

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

uno − 1 =