El Prishtina de Kosovo tuvo que abandonar Gibraltar tras siete positivos en Covid

Aplazado el partido de la ronda previa de la Europa League que tenía que enfrentarle a los gibraltareños del Lincoln Red


El Victoria Stadium de Gibraltar no pudo abrir sus puertas en la noche de ayer martes para el encuentro de la ronda previa de la Europa League que deberían haber disputado el Lincoln Red de Gibraltar y el FC Prishtina de Kósovo. Tras el aplazamiento del partido, después de registrarse siete positivos en Covid-19 entre los jugadores del equipo visitante, queda ahora por dilucidar el desenlace de este contratiempo en el desarrollo de la liga europea. SErá el Comité de Competición de la UEFA quien dictamine al fina, pero nadie descarta que la suspensión favorezca al equipo local, el primer once gibraltareño en participar desde 2014 en la Liga de Campeones de la UEFA.

Si se le adjudica la victoria al equipo que entrena el español Germán Crespo, los gibraltareños podrían pasar de ronda y tendrían que enfrentarse al Unión de Luxemburgo el próximo 27 de agosto. En las filas del Lincoln no se ha producido ningún positivo en este coronavirus y, tras llegar de regreso a su país en el vuelo charter que les trajo hasta el Peñón, la dirección del Prishtina informó que ninguno de sus jugadores presentaba síntomas claros de la enfermedad.

El Gobierno de Gibraltar, a través de su servicio de información en España, recordó ayer que «los protocolos de la UEFA establecen que los equipos deben realizarse pruebas y presentar un certificado válido con detalles de los resultados negativos del equipo visitante tres días antes de abandonar su país de origen».

Los dos equipos se hicieron las pruebas pertinentes y, luego, pasaron a régimen de aislamiento en Gibraltar hasta que se conocieran los resultados de los tests. De hecho, el FC Prishtina llegó a entrenar porque nada parecía indicar que fuera a producirse semejante contingencia, ya que disponían de un certificado de prueba negativa en su país de origen. Con todo, según el Gobierno local, «el entrenamiento también se realizó con rigurosas restricciones».

«Se les recogió en su hotel, se les llevó en autobús hasta el estadio y entrenaron con la misma metodología -confirma la nota oficial–. No interactuaron con nadie y no se les permitió utilizar ninguna instalación, como los vestuarios. Pese a ello, se procedió a la desinfección de los bancos del campo y las porterías y cualquier otra posible fuente de contagio inmediatamente después. Posteriormente, tuvieron que cumplir estrictas instrucciones: permanecer en su hotel y no tener contacto con nadie en la cena».

Eso fue el lunes. El martes no acudieron al estadio gibraltareño y se limitaron a esperar en el hotel los resultados de la prueba y allí permanecieron cuando se les comunicó que algunos jugadores habían dado positivo en Covid-19: «El partido fue cancelado y el equipo fue trasladado al aeropuerto para abandonar Gibraltar lo antes posible en su vuelo chárter», añade la nota oficial.

«La Oficina para el Rastreo de Contactos (Contact Tracing Bureau) y la Oficina de Contingencias Civiles están recabando información para determinar el grado de contacto local de los contagiados».

Como es sabido, como medida de control y seguridad por la pandemia, la UEFA acordó un protocolo para el retorno del fútbol a lo que en España llamamos nueva normalidad. Para ello, contrató los servicios de SYNLAB, un proveedor de servicios de diagnóstico médico a escala europea–, que es el encargado de realizar los PCR y otras pruebas a todos los jugadores que participan en competiciones de la UEFA. Sin embargo, según ha informado la GBC, en Kosovo no existe laboratorio de SYNLAB, por lo que dicha emisora entiende que a los jugadores del FC Prishtina se les realizó el test por parte de algún otro proveedor de su país, el pasado domingo. De ahí que, a partir de las indicaciones de la UEFA, precisaran un nuevo diagnóstico, a través de las pruebas realizadas por University Lab y que fueron remitidas a la unidad de SYNLAB en España.

«Esta es una historia aún sin acabar y no hay duda que hará faltar realizar preguntas que necesitarán ser contestadas sobre como siete jugadores del FC Prishtina dieron negativo en los test de COVID el domingo y sin embargo, dieron positivo dos días después en Gibraltar. Y para averiguar con quienes estuvieron en contacto mientras permanecieron en el Peñón».

Fotografías: Prishtina F.C.

Share on facebook
Facebook
Share on google
Google+
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on pinterest
Pinterest

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *