COVID-19: un año en la vida y en la muerte de Gibraltar

Fabian Picardo rinde balance del primer aniversario del confinamiento que siguió a la expansión de la pandemia

Tras una exitosa campaña de vacunación, Gibraltar conmemoró el primer aniversario de su confinamiento en una sesión del Parlamento en la que Fabian Picardo, ministro principal, rindió un emotivo balance de este año que el mundo vivió peligrosamente.

Ayer, los datos hablaban de siete nuevos positivos en el Peñón, lo que eleva a 28 el número de casos activos y el de personas en autoaislamiento – 165,  45 más que el día anterior–. Sólo hay dos ingresos en la Planta Covid, pero una semana atrás ya no quedaba ninguno. Con 94 fallecidos –82 por coronavirus y 12 con coronavirus pero fallecidos por otras patologías–, Gibraltar ha superado un año horribilis, entre la vida y la muerte: “Ha sido un año como ningún otro”, afirmó el ministro principal en sede parlamentaria.

“Hoy hace exactamente un año desde que confinamos a los mayores de 70 años –recordó ayer Picardo ante el Parlamento de Gibraltar–. Por lo tanto, deseo reflejar rápidamente que ha pasado un año desde que adoptamos medidas para confinar a algunos de nuestros ciudadanos en sus hogares. Hoy en día, eso suena como algo bastante normal pero anteriormente era algo fuera de lo común. Unos días más tarde, actuamos para confinar a toda la población”.

En su discurso, agradeció a todo el mundo la ayuda prestada, pero mencionó expresamente a los trabajadores de la Autoridad Sanitaria de Gibraltar (Gibraltar Health Authority, GHA) y los Servicios Residenciales para la Tercera Edad (Elderly Residential Services, ERS).

“Pero sí que deseo extender mi agradecimiento personal y también el agradecimiento de todo el Gobierno —y sin duda de todos los miembros de esta Cámara— a todas las personas de esta comunidad. Todos han desempeñado un papel diferente durante este año tan difícil. Desde liderar la toma de decisiones difíciles a aceptar la igualmente difícil obligación de permanecer en casa. Todos nosotros hemos sido igual de importantes. Todos nosotros hemos formado el Equipo de Gibraltar”.

-Gibraltar ha reforzado sus lazos con Gran Bretaña, durante la pandemia

Así, detalló la colaboración constante entre el Consejo de Ministros y el Parlamento: “Hemos trabajado juntos para unir ambos lados del espectro político, para unir a la comunidad y para unir a toda la nación. Ese ha sido el núcleo de nuestra labor”.

“Además, hemos sentido el apoyo decidido del Reino Unido –volvió a reconocer–.En el suministro de equipo de protección, de pruebas y a través de la garantía soberana para nuestros gastos relacionados con el Covid”.

Y subrayó que “lo más importante ha sido el suministro, sin coste para Gibraltar, de la vacuna contra el Covid en cantidades que me permiten decir a día de hoy que Gibraltar será la primera nación en completar el programa de vacunación de toda la población”.

“Lo lograremos gracias al Reino Unido, gracias a su Primer Ministro y Ministro de Exteriores y gracias a su Ministerio de Salud y Atención”, proclamó.

Ahí fue más exhaustivo e hizo referencia directa a  “las personas que trabajan en [la residencia del Gobernador en] el Convento, en [la sede de la Foreign and Commonwealth Office en] King Charles Street, y en [la sede del Gobierno británico en] Downing Street y que han estado ahí para ayudarnos vivirán para siempre en nuestros corazones políticos y en nuestra historia política como los ángeles guardianes de estos tiempos. Nuestro más sincero agradecimiento”.

La gestión de la pandemia parece haber reforzado los lazos entre Gibraltar y su metrópolis, que en algún momento del largo proceso del Brexit parecieron en duda: “La lealtad del pueblo de Gibraltar hacia la Corona británica nunca ha estado y nunca estará en duda. En estos momentos horribles y difíciles, nuestra profunda lealtad ha sido reconocida y devuelta”.

“El Reino Unido ha estado formidable con respecto a la vacunación y hemos estado entre los beneficiarios de la familia británica de naciones”, insistió.

Sin embargo, Picardo también se detuvo en el alto número de fallecidos, 94, remarcando que de entre todos ellos, 87 murieron desde principios de este año: “Sin embargo, afortunadamente no tenemos pacientes en la UCI y tan solo tenemos a dos visitantes no residentes en la planta Victoria.  A medianoche de ayer, se habían administrado 48.296 inoculaciones. De estas, 18.629 han recibido una segunda dosis y 29.667 la primera dosis, por ahora”.

“Tras realizarse 200.713 tests, 1.489 de ellos en las últimas 24 horas, y tras algunas semanas de registrar cifras diarias muy bajas, hoy debo informar de 7 nuevos casos en nuestra comunidad. Cuatro de ellos han sido contactos cercanos de un caso activo existente, ya identificado. Ese caso activo era un camarero de un restaurante. Deseo recalcar que 4 de los infectados ya habían recibido una dosis de la vacuna y uno de ellos había recibido las dos dosis de la vacuna. Recalco esto como recordatorio a todas las personas de que debemos mantener la cautela y la vigilancia, incluso tras habernos vacunado. Un positivo se ha producido en una trabajadora del comedor de una escuela y eso ha hecho que 3 miembros del personal (no docentes) y 17 niños tengan que aislarse. Otro caso se ha producido en una trabajadora de otro comedor en otra escuela y eso ha hecho que 4 miembros del personal (no docentes) y 15 niños deban aislarse”.

La cepa española podría haber entrado a Gibraltar por la Verja

Picardo insistió en mantener la prudencia incluso después de estar plenamente vacunados: “Además, hemos tenido una infección en una de nuestras instalaciones de atención para la tercera edad, a través de uno de los profesionales que trabajan allí. En este caso, el profesional ya había recibido ambas dosis de la vacuna y los dos residentes expuestos también habían recibido ambas dosis. De modo que tenemos pruebas de que debemos mantener la vigilancia incluso tras habernos vacunado”.

“Por favor, recordemos que el virus todavía se encuentra entre nosotros, incluso aunque nos hayamos vacunado, y que la vacunación no proporciona inmunidad al 100%”, insistió por ello Picardo.

En su discurso, el líder gibraltareño ofreció también datos sobre otras variantes del COVID-19 detectadas en Gibraltar, un extremo que preocupaba especialmente a los parlamentarios: “Hemos recibido 60 resultados de muestras que datan del 27 de diciembre de 2020 al 6 de enero de 2021. Cabe destacar que 15 de estas corresponden a la cepa B.1.1.7 (variante de Kent)”, comentó en alusión a la llamada cepa británica que en el Reino Unido se ha llegado a denominar cepa española.

“Ninguno de estos casos ha sido particularmente severo o entre ingresados o residentes de instalaciones de salud/residenciales. Todavía hay más de 300 resultados de muestras pendientes en la Agencia Inglesa de Salud Pública (Public Health England, PHE). En breve deberíamos poder realizar estas pruebas aquí en Gibraltar”.

Hoy por hoy, se siguen examinando muestras correspondientes a diversos cribados.

“El tipo de cepa predominante detectado en las 565 muestras enviadas ha sido la cepa B.1.177 que surgió como cepa predominante en el Reino Unido y Europa occidental a partir del final del verano, con 357 de las 565 muestras clasificadas como pertenecientes a esa cepa B.1.177 (333 casos de B.1.177 pura y otros 24 de subtipos). Un punto importante a recalcar es que todavía quedan más de 300 muestras con resultados pendientes que datan de diciembre a febrero, durante la tercera oleada que acabamos de pasar.  Pero por ahora lo que hemos visto es que la cepa predominante en nuestra tercera oleada ha sido la cepa B.1.177, es decir, no la cepa de Kent. Esta cepa fue denominada la cepa “española” por algunos sectores de los medios británicos en otoño, puesto que se identificó por primera vez en casos que llegaron de España”.

En cualquier caso, esta última denominación apenas se utiliza aunque también es cierto que, un siglo atrás, se llamó gripe española a aquella terrible pandemia cuyo paciente cero, en realidad, fue un militar en Estados Unidos:  “Naturalmente, lo importante es que los datos que tenemos hasta ahora indican que no estamos viendo una tercera oleada aquí o a nuestro alrededor causada, al menos inicialmente, por la variante de Kent (B.1.1.7), más transmisible, ni por ninguna otra variante de preocupación, con base en los datos con los que contamos en este momento”, tranquilizó Picardo.

Sin embargo, también suplicó a la Cámara “que no lean las referencias a las variantes de KENT o ESPAÑOLA en términos políticos. Estas son denominaciones adoptadas para etiquetar las variantes mediante términos numerológicos y únicamente están asociadas con el lugar donde se realizó la primera detección”.

Picardo se refirió en el Parlamento al Equipo de Gibraltar

“Esto se basa en los resultados de una muestra relativamente pequeña que ha sido procesada por la PHE y todavía existe la posibilidad de que esta situación cambie, una vez que obtengamos más resultados genotípicos correspondientes a la tercera oleada durante el periodo de diciembre de 2020 a febrero de 2021. La variante B.1.177 no está asociada con ninguna mutación notable a vigilar en la proteína de pico (S) y no ha sido clasificada como Variante de Preocupación (Variant of Concern, VOC) La secuencia predominante de los resultados obtenidos hasta la fecha de muestras que datan de la “oleada 3” durante el periodo de Navidad-Año Nuevo sigue siendo la cepa B.1.177 descrita anteriormente. Hasta la fecha ha habido 16 muestras que han mostrado o bien una mutación notable en la región del pico (S) (mutación N501Y) y/o han sido clasificadas como Variante de Preocupación”

La intervención de Picardo estuvo jalonada de datos técnicos:  “En total, 15 de estas 16 han sido secuenciadas como la variante de preocupación “Kent”, más transmisible, (cepa B.1.1.7), y una de las 16 como cepa B.1.1.49. La cepa B.1.1.7 (variante Kent) fue detectada en muestras que datan del 27 de diciembre de 2020 al 5 de enero de 2021. A raíz del análisis, ninguna de las 15 muestras se originó entre casos severos o fatales ni en casos ingresados o residentes en instalaciones de salud o residenciales. Las edades de estos casos abarcaron desde los 16 a los 74 años”.

“Según la información que maneja el Gobierno, no se han examinado antecedentes de viajes de estos casos para determinar la vía de transmisión”.

Así que Picardo deduce que “aunque se han identificado algunos casos de la variante Kent en Gibraltar, por ahora parece que nuestra tercera oleada se ha originado por la variante española”. Una variante del SARS-CoV-2, como es sabido, se habría originado en España durante el verano y se habría extendido por Europa durante el otoño, pasando a ser la variante dominante. Esta fue la principal conclusión de un estudio internacional, que ha contado con la participación de investigadores del Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC). La nueva mutación, denominada 20A.EU1, se caracteriza por mutaciones que modifican, entre otras partes del virus, la proteína spike (o proteína S), la “llave” que permite al virus entrar en las células.

“No se han detectado casos en muestras enviadas desde Gibraltar de la variante de preocupación de Sudáfrica (cepa B.1.351) ni de la variante de preocupación de Brasil (cepa P.1). Hasta la fecha no se ha detectado en ninguna secuencia viral de cepas de Gibraltar la mutación de escape E484K (asociada con un aumento de la evasión de la respuesta inmune y reportada en algunos casos de cepa B.1.1.7 en las regiones de Bristol/ Somerset/Liverpool en el Reino Unido). En la actualidad, no contamos con datos sobre resultados de secuenciado como para poder comunicar ninguna conclusión sobre grupos específicos, incluyendo pero no limitado a: casos severos o fatales, casos post-vacunación o ningún grupo o brote”, informó Picardo.

Y añadió: “El sol brilla y todos estamos ya vacunados o en el proceso de estarlo. Pero todavía no ha pasado el peligro. Un año después de las primeras restricciones, estamos en un buen lugar. Pero todavía no estamos a salvo. Todavía queda camino por recorrer”.

“Quiero asegurar a la Comunidad que continuamos siendo estrictos en el mantenimiento de restricciones. Levantaremos todas las restricciones, incluyendo la libertad de reunión, tan pronto como se nos recomiende que podamos hacerlo. Pero únicamente lo haremos cuando se nos recomiende que resulte seguro hacerlo. Por ahora, hemos levantado todas las restricciones que se nos ha recomendado que resulta seguro levantar. No mantendremos ninguna restricción durante un solo instante más de lo que resulte estrictamente necesario. Pero la cautela debe seguir siendo nuestra palabra clave. La prudencia debe definir nuestro enfoque. Y el éxito debe ser el objetivo que mantengamos en mente”.

Share on facebook
Facebook
Share on google
Google+
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on pinterest
Pinterest

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

1 + dos =